TUS PALABRAS REFLEJAN LA BONDAD QUE HAY EN TU CORAZÓN.

 

 "La respuesta apacible desvía el enojo, pero las palabras ásperas encienden los ánimos". Proverbios 15:1

 

LA MUJER REFLEJA SU BONDAD CUANDO RESPONDE CON UNA PALABRA BLANDA Y AMABLE."

 

 Las palabras amables son como la miel: dulces al alma y saludables para el cuerpo”. Proverbios 16:24¡

 

 ¡La bondad no es otra cosa que hacer el bien, pero con amor!

 

 La mujer que refleja la bondad de Dios, honra Su palabra obedeciéndola y procura siempre responder con una palabra amable.

 

 Dios nos ha dotado de su bondad y es nuestra responsabilidad compartirla con los demás. Es nuestra tarea compartir del buen tesoro que hay en nuestro corazón.

 

 Pero muchas veces el enemigo nos quiere distraer impidiéndonos que podamos compartir de la bondad de Dios, no guardando nuestro corazón, no siendo amables, llenándonos de frustraciones, afanes, amargura, estrés, mal genio, griterías, egoísmo, prejuicios, inseguridades, falta de perdón y todas aquellas cosas que se convierten en un ancla al corazón para reflejar la bondad de Dios

 

 REFLEXIONA

 

 ¿Hay alguna situación que está cargando tu corazón? ¿Estás preocupada por alguna situación familiar, personal o laboral? ¿Estás situaciones te están impidiendo hablar con dulzura?

 

 Entrega estas cargas en la presencia del Señor porque él prometió darnos descanso: Luego dijo Jesús: "Vengan a mí todos los que están cansados y llevan cargas pesadas, y yo les daré descanso".

 

 DESAFÍO DE LA SEMANA.

 En esta semana te invito a sonreír, aunque las circunstancias no sean las mejores. Sé dulce y amable, esto cambia cualquier ambiente tenso.

 

COMENTARIOS

ANI SUAREZ McCAUSLAND

Sab, 12 de Nov

Es más fácil hablar que hacer. Es más honesto hacer y ser. Es agradable al Señor que lo que hablemos vaya de la mano con lo que hacemos y que sea coherente con lo que somos. Cada día es un día es parte de un proceso de transformación y necesitamos de Su gracia. KatitzoByAni

María

Jue, 18 de Ago

Un día las preocupaciones estaban llenando mi corazón de amargura, encontré esta lectura. Después de leer hice una reflexión basada en esas palabras y no encontré motivos para gritar y reclamar por todas las cosas, iba a comenzar una discusión sin sentido y no traería soluciones a nuestros problemas. Decidí aceptar el desafío de la semana, y sonreir aunque las circunstancias no eran las mejores.

jacqueline esther

Vie, 05 de Ago

Así es, la sonrisa y la respuesta amable, nos hace ver hermosas.