Palabra Profetica


Domingo, 07 de Octubre

Rhemas Pr. Rafael E. Gómez S.


CONFIANZA ABSOLUTA EN DIOS.


Te has preguntado ¿Cómo lograr tener confianza absoluta en Dios?
Te daré 5 principios que te ayudarán a tener mejor calidad de vida.


I. CONFÍA EN EL SEÑOR.
La acción de confiar, ejerce la seguridad en Dios, que trae confianza al corazón. “Confiar es estar seguros que Dios hará lo que ha prometido” ¿Qué promesas ha recibido de Dios? Recuérdalas! Él no las olvida aunque tú sí. CONFÍA! 

Proverbios 3:5-8 BLA
5 Confía en el SEÑOR con todo tu corazón, y no te apoyes en tu propio entendimiento. 6 Reconócele en todos tus caminos, y El enderezará tus sendas.  7 No seas sabio a tus propios ojos, teme al SEÑOR y apártate del mal.  8 Será medicina para tu cuerpo y refrigerio para tus huesos.

II. HAZ LO CORRECTO
No hay nada que te mantenga más seguro en tu mente y corazón que hacer lo correcto. “Si haces lo correcto, la bendición está asegurada”, “NO HAY MÁS PAZ QUE PODAMOS SENTIR. CUANDO HEMOS HECHO LO BUENO, AUN CUANDO PODÍAMOS HACER LO INCORRECTO”

1 Corintios 10:13
Ustedes no han pasado por ninguna prueba que no sea humanamente soportable. Y pueden ustedes confiar en Dios, que no los dejará sufrir pruebas más duras de lo que pueden soportar. Por el contrario, cuando llegue la prueba, Dios les dará también la manera de salir de ella, para que puedan soportarla.

III. DELÉITATE EN EL SEÑOR
El deleitarse en el Señor no es la respuesta por el favor recibido, es la alegría por la seguridad de su favor aunque aún no lo hayas recibido.
“DELEITARSE ES LA ALEGRÍA ANTICIPADA”

IV. ENTREGA AL SEÑOR 
Siempre hay cosas que debemos entregarle al Señor. ¿Qué tienes que entregarle hoy?, ¿Resentimiento, dolor, duda, rencor, falta de perdón, duda, tristeza, incertidumbre? no lo dudes, entrégaselo “ÉL CAMBIARÁ TU LAMENTO EN DANZA”

V. ESPERA EN EL SEÑOR
No te canses de esperar para ver lo que Dios es capaz de hacer aún en las peores circunstancias. Espera, ÉL SERÁ FIEL EN COMPLETAR LA OBRA QUE EMPEZÓ. 


Palabra Profética
Salmos 37: 3-9 NTV
«Confía en el SEÑOR y haz el bien; entonces vivirás seguro en la tierra y prosperarás. Deléitate en el SEÑOR, y él te concederá los deseos de tu corazón. Entrega al SEÑOR todo lo que haces; confía en él, y él te ayudará. Él hará resplandecer tu inocencia como el amanecer, y la justicia de tu causa brillará como el sol de mediodía. Quédate quieto en la presencia del SEÑOR, y espera con paciencia a que él actúe. No te inquietes por la gente mala que prospera, ni te preocupes por sus perversas maquinaciones. ¡Ya no sigas enojado! ¡Deja a un lado tu ira! No pierdas los estribos, que eso únicamente causa daño. Pues los perversos serán destruidos, pero los que confían en el SEÑOR poseerán la tierra.»